Baja las fotos que guardas en tu móvil

Cuanto y como nos ha cambiado la vida desde que tenemos una cámara fotográfica las 24 horas del día y todo el año a nuestra disposición, que además esta nos muestre el resultado de nuestro enfoque al momento y encima nos permite guardar sin problema alguno de espacio cada unas de las gráficas que hacemos, y mejorarlas, editarlas a capricho, por si fuera poco envíalas y recibirlas al momento y a cualquier parte del mundo.

Todo esto gracias a que a día de hoy cualquier teléfono móvil, por sencillo que este sea cuenta con una cámara integrada, la cual actúa con la asistencia de servicios de comunicación interactiva, y las redes sociales permitiendo el uso y la publicación de cualquier imagen de manera inmediata.

La verdad es que en estas últimas dos décadas, a través de los móviles inteligentes, el uso de la imagen se ha hecho una cuestión cotidiana, de una a diez fotos como mínimo según la estadística, pueden hacerse de manera diaria, imagínate al mes, sin pensar las que hacemos en el año.

Alguna de las imágenes, pierden importancia con el tiempo, pues se han hecho únicamente para satisfacer una necesidad momentánea, verificar un hecho, mostrar un lugar y hasta para hacer saber que modelo y que talla de vestido nos gusta.

Todos lo hacemos en alguno momento, disparar el flash del teléfono móvil con el fin de conseguir fotografías que pierden importancia, pero que han sido útiles en un momento determinado.

En algún momento, solemos dedicarnos a borrarlas de los archivos que contienen nuestros celulares; y es que sobrecargarlo hace que funcione con lentitud y no nos permite hacer más fotos, eso sin hablar de la posibilidad que existe de eliminar sin querer una foto que para nosotros es importante y que contiene un momento irrepetible.

Tenemos la solución para tus fotos

Te proponemos una sencilla solución: acudir a nuestra copistería rápida de confianza y tras hacer una selección de las más especiales, bajar las fotos del móvil e imprimirlas.

Contar con esos recuerdos tan valiosos en formato impreso, a color o en blanco y negro, y en diferentes tamaño resulta una alternativa absolutamente eficaz y al mismo tiempo entrañable, porque nunca logrará el mismo efecto esa memoria anecdótica del cumpleaños de tu hijo, o de esas vacaciones especiales vistas en una pantalla que en papel.

Lo físico ha vuelto para quedarse, y lo ha hecho no para competir con el formato digital ni mucho menos, sino para recuperar ese lugar en los álbumes y porta retratos del salón de casa como sucedía unos años atrás.

En la época en lo que todo esta hecho, de los automatismos y de la electrónica, prevalecen la originalidad y la sencillez a la hora de regalar (por ejemplo) y que mejor que una foto de ese instante tan especial entre amigos, en pareja o en familia para ser original y muy cercano.

Regresamos a la técnica de lo ‘’hecho a mano’’ por ello, como no ocurría ya desde hacía mucho tiempo, los escaparates de las tiendas vuelven lucir productos como álbumes sencillos y muy coloridos en los que guardar tus fotos y hacer de ellas el centro de una improvisada reunión en la que revivan una ocasión.

Busca la asistencia de expertos que sepan como tratar tu recuerdo, e imprimirlo en papel fotográfico con calidad superior y procesarlo con maquinaria de punta que realce cada elemento de la imagen a su máxima expresión. Y vuelve a disfrutar de las fotos.

Deja tus comentarios o dudas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *